Noticias de Espectáculos, Recitales y Teatros!

  • Viernes 18 de Octubre, 5:55 hs.

El sincericidio de María del Cerro sobre su hermano Agustín, que sufre un retraso madurativo: "De chica sentía rechazo por él"

Hoy la actriz y modelo lo incluye en todo en su vida y asegura sentir culpa por ese viejo sentimiento.

Imagen principal noticia

La carrera de María del Cerro (31) empezó incluso antes de que ella se lo propusiera. Todo empezó cuando tenía 15 años y en un bar de Recoleta una señora le dijo "vos vas a ser modelo". Años después acompañó a una amiga al casting de Súper M, ¡reality del que al final ella quedó seleccionada!

Después de años como top model, llegó su debut como actriz en Casi Ángeles y varias apuestas teatrales. Pero el boom para ella fue 2016 por su participación en el Bailando por un Sueño en el que alcanzó la semifinal. Y en el programa no sólo consiguió mostrar su verdadera escencia sino que también emocionó a todos al bailar con su hermano Agustín (33), quien sufre de un retraso madurativo.

Bailar con él es algo que no me olvidaré jamás. Agus también fue una revelación. El no tiene nada físico. Disfrutamos de los ensayos. Fue muy emocionante. Fue transformador para mí. Fue muy fuerte exponerlo y haber abierto mi corazón. (...) Somos re unidos y yo lo incluyo en toda mi vida. Es el padrino de Mila, mi hija de un año y medio, viene con nosotros al campito de los abuelos de mi marido. Está incluido en todo", aseguró entrevistada por Viva.

Entonces, contó: "Agus tiene ese retraso porque tenía que nacer un martes a las diez de la mañana por cesárea, pero lo demoraron un día y medio. Es decir, hubo mala praxis. A mis padres les llamó la atención que no caminara teniendo año y medio. No había exámenes previos tan exhaustivos como ahora. Le hicieron la tomografía computada y ahí saltó que tenía un retraso madurativo, producto del parto demorado. Yo estaba recién nacida, tenía tres meses”.

Es por eso que desde chica, la actriz y modelo sintió que tenía que valerse por sí misma. “Mi mamá de lo único que se ocupaba era de Agus: de llevarlo al colegio, al fonoaudiólogo, al psicólogo, a equitación, donde participaba de las Olimpíadas especiales. Así que me hice un poco solita, más allá de que siempre fui muy autosuficiente. No te digo que lo odiaba, pero relacionarme con él era difícil para mí. Sentía rechazo, algo que ahora de grande me hace sentir mal", reconoció.

 

Pero además, Mery reveló que combinar la maternidad con su participación en ShowMatch no fue nada fácil. "Cuando empezó el programa Mila tuvo una infección urinaria. Llegó casi a 40 grados de fiebre. También se complicaba la logística, había noches que la tenía que buscar a la una de la mañana por lo de mi mamá o lo de mi suegra después del programa, porque Meme estaba trabajando en Uruguay. Muchas veces me preguntaba '¿estará bien lo que estoy haciendo?'", expresó.

Sin embargo, hoy no reniega de no haber abandonado: "Por momentos sentía culpa, como por ejemplo cuando ensayaba dos ritmos, y a la vez, conducía Vestido de novia, con Benito Fernández para Discovery H&H. Pasé por momentos de angustia. Pero no me quejo. Soy una agradecida de tener trabajo".

Ver más:  María del Cerro

Otras noticias que te pueden interesar